Blog

GPM

 

“Innovar es utilizar el conocimiento, y generarlo si es necesario, para crear productos, servicios o procesos, que son nuevos para la empresa, o mejorar los ya existentes, consiguiendo con ello tener éxito en el mercado” (Manual de Oslo 1997).


La innovación es la capacidad de ir continuamente creando valor, interpretando y anticipándose a las necesidades de los clientes. Ello se conseguirá, por ejemplo, con el desarrollo de un nuevo producto, la aplicación de un nuevo método de marketing, la implementación de un nuevo método organizativo o incorporación de un nuevo sistema en la práctica empresarial, etc.; siempre que ello impacte significativamente en la productividad de la empresa, permitiendo: incremento de las ventas, reducción del costo variable, reducción de los inventarios y/o reducción de los costos operacionales.


El Manual de Oslo (OCDE, 2005), referencia bibliográfica en materia de innovación, define los siguientes cuatro tipos de innovación:


1) Innovación de Producto/Servicio:

Introducción en el mercado de nuevos (o significativamente mejorados) productos o servicios. Incluye alteraciones significativas en las especificaciones técnicas, en los componentes, en los materiales, la incorporación de software o en otras características funcionales.

2) Innovación de Proceso:

Implementación de nuevos (o significativamente mejorados) procesos de compras, fabricación, logística o distribución.

3) Innovación Organizacional:

Implementación de nuevos métodos organizacionales en el negocio (gestión del conocimiento, formación, evaluación y desarrollo de los recursos humanos, gestión de la cadena de valor, reingeniería de negocio, gestión del sistema de calidad, etc.), en la organización del trabajo y/o en las relaciones hacia el exterior (clientes y proveedores).

4) Innovación de Marketing:

Implementación de nuevos métodos de marketing, incluyendo mejoras significativas en el diseño meramente estético de un producto o embalaje, precio, distribución y promoción.

En relación con los procesos de compras podemos subrayar que la innovación no implica exclusivamente la generación de nuevos productos y servicios, sino también a la forma de hacer las cosas con nuevas y mejores soluciones. El área de compras puede contribuir con el proceso de innovación de diversas formas, por ejemplo, limitando el acceso de proveedores sin capacidad de innovación, definiendo la obligación contractual de presentar un número mínimo de innovaciones al año, sirviendo de nexo entre proveedores estratégicos y usuarios clave del negocio definiendo previamente los resultados esperados: desarrollo de nuevas tecnologías o nuevos productos, esfuerzos de marketing en conjunto, etc., participando de la evaluación de innovaciones propuestas por los proveedores, negociando al interior de la empresa mejoras de las especificaciones sugeridas por proveedores, implementando estrategias que conlleven a una reducción significativa del nivel de stock sin perjuicio del nivel de servicio (liberando recursos financieros para inversiones productivas), usando sistemas de negociación electrónica que automaticen actividades operativas del equipo de compras, etc,

Finalmente, la innovación en las compras es importante, porque genera, como externalidad fundamental, nuevo conocimiento y capacidades, los que quedan disponibles para enfrentar nuevos desafíos en el futuro, es decir, la empresa estará mejor preparada para enfrentar las incertidumbres generadas por el actual entorno de hipercompetencia global.

Video: ¿Qué es la innovación?

Contáctenos comience su proyecto con nosotros

 

Escríbanos y permítanos conocer el tipo de proyecto en que Usted está interesado. Crearemos valor para su empresa.
Por favor escriba su nombre.
Invalid Input
Invalid Input
Invalid email address.
Invalid Input
Mensaje inválido
Invalid Input
Mensaje inválido
Código inválido